ALÓ! BOM DIA, RIO DE JANEIRO

Alegre, enérgico … ¡Intenso! Así describiría Rio de Janeiro.

Pasé 425 días en una ciudad de la que no dejaba de escuchar halagos. Fui turista. Disfruté las playas, el mar y sus vistas a un escenario lleno de colores intensos. Fui residente, casi carioca. Viví y conocí rincones de la ciudad donde no había gringos, como nos llaman.

Por las noches, descubrí un Rio que adora el encuentro en la calle, sobre las veredas, en la puerta de los bares. Ahí, al aire libre, junto a la parada del bondi,  o incluso sobre la misma calle porque las veredas tienden a ser angostas. Punto a favor, el clima. No quedan dudas de que el calor constante que se vive hace mucho más entendibles las distintas escenas en torno a eso de “estar en la calle”.

IMG_20160918_222208

Rio es energía. Es todo, junto y en extremo. Lo lindo es fabuloso y lo malo es atroz, la alegría es felicidad y la tristeza una fuerte melancolía. A los que amamos esta ciudad le queremos dejar el alma y el cuerpo en cada instante, y en las despedidas es ese corazón que parece desgarrarse una y otra vez por el apego que generamos.

Intensidad, esa es la palabra. Un equilibrio dejaría de ser parte de su naturaleza, y por ende, ese encanto que atrapa al mundo quizás dejaría de existir.

Se vive, se respira, se siente, y se piensa de manera extrema e intensa.

– Manu Casas Bergé

 

Un comentario en “ALÓ! BOM DIA, RIO DE JANEIRO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s