El blanco y negro del Safari en Tanzania

“Creo que fue mejor que se escapara. Si hubiera visto semejante corredero de sangre… No sé si me lo hubiera bancado… Zafaron dos veces los Ñus del ataque de los leones (las leonas en realidad). Al menos mientras estábamos despiertos. Cuando al final los vimos comer una cebra ahí nomás. Es fuerte. Es la vida misma. Así nos deja, perplejos, como a los cientos de cebras que volvían a mirar cómo se deboraban a una de las suyas. Como observando para no olvidar. Mirando pero sin rencor. Despidiendo. Entendiendo tal vez el rol que juegan. Eso sí, aquí no se desperdicia nada. Primero comen los leones, luego los buitres y las hienas se disputan los restos. Hasta limpiar los huesos. Creo que eso, también significa respeto además de supervivencia”

– Maxi Zega

Foto: Maxi Zega en Serengeti National Park Tanzania

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s